EL TIGRE

Era un tipo terriblemente tímido. Sus amigos, en broma, le decían “El Tigre”, y se había acostumbrado a que lo llamaran así; el día, de su cumpleaños, recibió muchos regalos y uno destacaba por estar primorosamente envuelto y llevar una tarjetita que decía: “Para El Tigre” …

Abrió, curioso, el paquete y se encontró con una camisa a rayas, doblada con esmero. Pendiente de un botón, otra pequeña tarjeta, escrita con la misma letra que la de afuera, ponía: “…Una raya más al tigre…” y dibujada, una carita feliz.

Sonrió resignado, y nunca se atrevió a preguntar de quién era el regalo …

Manolo Echegaray.

Imagen: https://es.dreamstime.com

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s